29 mayo 2013

La Virgen María nos enseña a orar



1. Para orar , primero debes preparar tu corazón eliminando los dos mayores obstáculos para orar: el pecado y la preocupación
2. Para orar debes tomar tu tiempo
3. Tú necesitas orar
4. Tú debes orar con tu corazón
5. Orar es dialogar con Dios
6. Tu debes orar pidiéndole a Dios que se cumplan en ti sus planes
7. Reza el Rosario
8. Cuando oras estas invitando a Dios a entrar en tu vida
9. Y, para orar bien, ayuna

Estare colocando cada uno de los puntos explicados primero Dios.
Aquí el primer punto:

Para orar , primero debes preparar tu corazón eliminando los dos mayores obstáculos para orar: el pecado y la preocupación


El pecado

Pecar es volver nuestras espaldas a Dios; orando es como voltear nuestra cara a Dios. No podemos estar de frente a dos direcciones al mismo tiempo.

Por lo tanto para orar bien uno tiene que deshacerse del pecado. Eliminar el pecado con el sacramento de la confesión.

Reconciliarnos con Dios, aceptar su voluntad en nuestra vida. Confesarse cada vez que haga falta.


La preocupación

Usted no puede preocuparse por dos cosas al mismo tiempo. Si la botella esta llena de vinagre, primero tendrá que vaciarla totalmente antes de poder llenarla con miel.

Es molesto que cuando usted le esta hablando a una persona, esa persona no le este prestando atención. Cuando esto sucede uno para de hablar.

Usted no puede orar y estar preocupado al mismo tiempo. La preocupación es temor hacia el futuro. Y el futuro pertenece a Dios. Cuando usted pasa el limite queriendo ver el futuro la multa es la preocupación.

Para quitar la preocupación usted debe mirar hacia arriba, hacia Dios. Las preocupaciones o problemas no deben significar mas lo de lo que significa Dios para usted.

Ponga primero a Dios y podrá controlar sus problemas. Por esto la Virgen nos dice que nos abandonemos totalmente a Dios.

Fuente: La Virgen María en Medjugorje, nos enseña a orar. Rev. Albert J.M. Shamon.

1 comentario:

  1. Anónimo6:25 p.m.

    Gracias por esta publicación, porque la oración es el camino para la unión con Dios.

    ResponderEliminar

Su comentario es importante para mí.
Gracias