07 febrero 2012

Beneficios de las tribulaciones (sufrimientos)


Todos vivimos día a día tribulaciones = dificultades, problemas, sufrimientos, dolores, situaciones que nos hacen sufrir, y solo quisieramos que desaparecieran de nuestra vida si fuera posible inmediatamente, pero no hemos reflexionado sobre los posibles beneficios espirituales que nos traen todos estos sufrimientos.

Aquí una excelente explicación sobre los beneficios que trae al alma todo el dolor y sufrimiento de cualquier clase.

Yo enriquezco, en el tiempo de la tribulación, a las almas que amo, con Mis mayores gracias. Vean a Juan el Bautista que, entre las cadenas y estrecheces de la cárcel, conoce las obras que Yo hacía. Ustedes no lo entienden, pero es grande e inapreciable la utilidad que sacan de las tribulaciones. Yo no se las envío porque quiero su mal, si no porque anhelo su bien y, por lo mismo, deben recibirlas cuando las envío y darme también las gracias, no solo resignándose a cumplir Mi divina Voluntad, sino alegrándose de que los trate como antes Mi Padre Me trató a Mí, que Mi vida en la tierra fue un tejido de penas y dolores.

Voy a detallarles:

Primero verán por qué son útiles las tribulaciones. El que no ha sido tentado, ¿qué es lo que puede saber? El que tiene mucha experiencia, será reflexivo y el que ha aprendido mucho, discurrirá con prudencia. El que siempre ha vivido en la prosperidad, en la comodidad, no sabe nada acerca del estado de su alma. El primer buen efecto de la tribulación es abrirles los ojos que la prosperidad les tiene cerrados. Ciego estaba San Pablo cuando Me aparecí a él y entonces conoció los errores en que vivía. Recurrió a Mí el Rey Manasés estando preso en Babilonia, conoció sus pecados e hizo penitencia de ellos. Piensa en el Hijo Pródigo… Es así, mientras viven en la prosperidad, solamente piensan en el mundo y en los vicios.

El segundo buen beneficio de la tribulación es separarlos del apego que tienen a las cosas de la tierra. .... Leer el artículo completo click aquí o en la imagen de arriba..


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Su comentario es importante para mí.
Gracias